Semana Santa, llueva o no llueva

En Sevilla se han visto imágenes que en otras partes de España no se entienden, como es ver llorar a decenas de personas porque este año no van a poder procesionar porque está lloviendo.

Comprendo que no se entienda, porque pensarán “¿y lloran por eso habiendo gente que se muere de habre?”. Pues bien si nos ponemos así, siempre habrá alguien que estará peor y desacreditará al que llore, ¿no?. No llores porque no sales de nazareno, porque yo me he quedado sin trabajo y no lloro. Pues normal que no llores si hay otro que tiene a toda su familia en paro. Y normal que no llore porque hay gente a la que se le han muerto sus hijos en un accidente. Pues que no lloren porque hay gente a la que se le han muerto sus hijos tras una larga y dolorosa enfermedad degenerativa. Pues que no lloren porque hay gente que…

Cada uno es él mismo y sus circunstancias. El baremo para llorar o no llorar son sus propias experiencias vitales, no lo que le haya podido pasar a los demás, porque igual que uno no escarmienta por cuenta ajena, a uno no le duelen los males ajenos. Los puede sentir por empatía, pero no los experimentarán físicamente hasta que no le pasen a él.

Dicho esto, entiendo que si alguien vive por y para salir el jueves santo en la Esperanza de Triana, y ahora resulte que porque se prevee que llueva se va a quedar sin su mayor ilusión… Porque esto la gente no lo entiende, pero hay personas que su mayor ilusión es ésa. A veces yo tampoco entiendo que precisamente sea gente que luego ni es cristiana ni nada, pero eso es otra historia.

La cosa es que yo le busco el sentido al salir de nazareno. Es hacer una penitencia, ¿no? Dicen algunos: no poder salir es mayor penitencia que cualquiera. Ya, pero ¿y por qué no salís? Porque si llueve se mojan las imágenes (los falsos ídolos, recordemos, aunque ya digo, eso es otra historia) que son obras de arte de varios siglos de antigüedad, y no podemos dejar que se deterioren.

Lo entiendo. Pero y digo yo… Si el problema es que se van a estropear, ¿no podrían ponerlas bajo palio como se les pone a las vírgenes?  No, porque ya no queda tan bonito…

¡AHHHhhhhhh…! Que es porque no queda bonito, ahora comprendo… Osea, que la penitencia no es la misma si no te puedes girar (que en teoría no puedes, pero a los nazarenos se la suda) a mirar a tu Cristo si lo vas a ver con un toldo por encima protegiéndolo de la lluvia… Pues vaya tela…

Me parece una hipocresía que se anteponga la forma y lo estético a la penitencia y el sentimiento de cientos de personas, que no como yo (que a mí no me gusta esta adoración de tantos dioses distintos) quieren hacer penitencia y tirarse horas caminando descalzos por las calles de Sevilla.

Lo vuelvo a decir por si algún mandamás lo lee: No antepongan lo estético, vayan a lo práctico y a lo profundo; si no se pueden mojar (que no, que no deberían mojarse bajo ningún concepto), cúbranlas. Yo diría directamente que sacasen réplicas de plástico (ya puestos a hacer ídolos, miremos por la seguridad de los originales), pero entiendo que haya gente que sea devota a tal o cual talla de madera y no le valgan las réplicas… Pero en fin, invéntense algo para que el fondo no se pierda entre las formas.

  1. #1 por Trilce el 30 abril, 2011 - 18:49

    Una réplica de plástico es muy bestia, pero hacer otra réplica de madera no veo por qué no.

    Sobre llorar y no llorar… Yo entiendo que llores si llevas todo el año esperando salir de nazareno, pero lo que no puedo comprender es a la gente vulgar como tú o como yo que llora porque no va a poder ver la procesión. ¿Me lo explican?

    Por otro lado, muy interesante tu reflexión. En el fondo todo este tema es una cuestión estética y absolutamente desemantizada (como tantas otras y que nos afectan a todos, pero eso es otra cuestión), y a mí me revienta. Y eso que no soy creyente ni nada, así que imagino que a ti, que sí lo eres y por lo que te he leído y conozco eres de los que se lo toma en serio, te reventará más.

  2. #2 por Iræ el 8 mayo, 2011 - 15:03

    Yo no entiendo las lloreras porque no entiendo el fervor religioso, pero sé que igual que algunos lloran por no poder sacar la procesión y los vemos como “locos”, lo mismo pensarán de mí en otros aspectos, así que no me meto.

    Respecto a lo de que alguien habrá peor que tú con más razones para llorar yo lo llamo “la teoría de los niños de África”. Siempre habrá alguien que te diga que es una tontería quejarse/llorar/luchar por X cuando la situación en Y es peor. Y así, se empiezan a buscar cosas peores hasta llegar a los niños que se mueren de hambre en África, que parece que hemos interiorizado que es lo peor de lo peor. Para mí, quien lo nombra, pierde, igual que en la ley de Golwin con los nazis.

    • #3 por ktulu el 11 mayo, 2011 - 13:47

      efectivamente, me gusta esa última reflexión y pienso exactamente lo mismo. Además me ha pasado hace poco, que intenté montar una serie de actos “benéficos” para sufragar el campamento que organizo, y me dijo un chaval concretamente de mi propia parroquia que eso era una vergüenza cuando se pueden hacer actos benéficos para causas más importantes, que hay niños que se mueren de hambre en África. en fin… debí habérselo dicho: has nombrado a los niños de África, tú pierdes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: