Últimamente he tenido que hacer bastante…

Últimamente he tenido que hacer bastantes búsquedas por internet acerca de los evangelios. Mi rastreo iba encaminado a encontrar opiniones de investigadores que argumentaran ciertas posturas o la fiabilidad de ciertos pasajes, y para mi sorpresa me he encontrado con tropecientos sitios donde se habla sin ningún tipo de lavado de lengua con lejía posterior, sobre los misterios que encierran los evangelios apócrifos. Es normal por otro lado, que en los tiempos que corren cualquiera hable de cualquier cosa sin necesidad de lo que los romanos entendían por auctoritas. Es decir, yo mismo no tengo ningún tipo conocimientos relativos a la producción cinematográfica, pero de vez en cuando opino si me gusta una peli o no. No hace falta apellidarte Coppola para opinar sobre si te gusta una peli o no. Esto que voy a comentar es parecido, aunque son otros temas menos artísticos y abiertos a opiniones subjetivas. La cosa es que en el tema de las religiones parece que cualquiera está capacitado para dar su opinión. Y la opinión de que la Iglesia católica ha ocultado durante cientos de años el mensaje de los evangelios apócrifos es algo que se repite mucho y no tiene ningún tipo de fundamento:

Los evangelios apócrifos, son apócrifos porque su autor es desconocido. Realmente todos los evangelios son apócrifos, porque ni Lucas escribió el evangelio de Lucas, ni hubo un tal Mateo que escribió el evangelio de Mateo ni nada; son evangelios no anónimos, pero sí pseudónimos. Pero vale, al decir apócrifos nos referimos a que no son ninguno de los 4 evangelios reconocidos por la Iglesia como “inspirados”. ¿Por qué? pues porque la inmensa mayoría de los 68 o 70 evangelios apócrifos que existen fueron escritos más de 120 años después de la muerte de Jesús. Eso es mucho tiempo. Los 4 canónicos fueron escritos entre 40 años después el primero, Marcos; y 70 años después el último, Juan. Los pasajes de los evangelios apócrifos no fueron reconocidos por la Iglesia, no porque hablen mal de Jesús, sino porque por su datación y sus fuentes, no son fiables históricamente. Son relatos no escritos de primera mano, como sí lo son (en cierto sentido) los canónicos. Y de hecho, los evangelios canónicos son los relatos de Jesús más fiables con los que se cuenta. ¿Que son falsos porque tienen muchos elementos maravillosos? Y tanto que los tienen, pero de ahí la necesidad de una investigación crítica que nos permita saber qué hay de verdad y qué de añadido. A eso me dedico yo, de momento.
Si a la iglesia le hubieran parecido peligrosos, esos evangelios no habrían llegado hasta nosotros, y lo cierto es que todos ellos tienen hoy día el visto bueno de la Iglesia. Pero ya os digo, quien quiera leer los apócrifos que se mentalice que va a leer relatos sin prácticamente ninguna información fiable, salvo tal vez algún pasaje del evangelio de Pedro y del de Tomás.

  1. #1 por La Duda de la Verdad el 9 octubre, 2010 - 16:57

    La pregunta que hay que hacerse es: ¿Es realmente fiable lo que la Iglesia Católica dice que es fiable?
    La Iglesia ha sido el órgano más acojonantemente controlador de la población mundial, más en concreto de la Europea… ¿Su arma? La moral y la ética. Utilizan una historia metafórica con un marco realista (la historia de Jesús) para introducirnos “lo que está bien” y “lo que está mal”.
    Escapémonos por un momento de la relatividad de ambos grupos. Es cierto que hay valores buenos que tales “Textos Sagrados” muestran (no todo es malo ni falso). Pero no deja de ser el arma más terrorífica de control social, y que últimamente está decayendo…

    Tú bien dices que las fuentes de los apócrifos son poco fiables por no conocerse y por el largo período de tiempo entre su redacción y los hechos relatados. Dentro de estos textos no me extrañaría que hubiera contenidos “no-convenientes” para la Iglesia católica, pues ya en los 4 evangelios oficiales hay desfase de fechas para un mismo hecho (ahora no recuerdo el pasaje en cuestión). Es más, los “Oficiales” tampoco fueron redactados por los apóstoles mismos (sí en cierto sentido, como tu bien dices)…

    No soy Católico, ni mucho menos. Además, vivimos en un país donde el ejemplo es insultante, y donde esa estrategia de control “mental” se ha llevado ibéricamente, es decir, a lo bruto pero calidad 5 jotas.
    ¿Resultado? Certero total ante la incultura y la brutalidad campestre de la sociedad española (hoy muchísimo menos bruta, pero lo sigue siendo). ¿El Arma? El Terror, el miedo al pecado, el miedo a no recibir el perdón divino…

    Respeto que cada uno crea lo que quiera, pero lo que no aguanto es que los políticos y gobernantes (sí, también el Vaticano, que es uno de los estados más ricos) controlen de una manera tan sucia a la gente.

    ¿Hace falta que recuerde a la inquisición? ¿El presenvativo? ¿el Diezmo obligado? ¿las Cruzadas? (esto sí -con perdón- manda huevos)… Y después nos quejamos de que los Islamistas atenten… Ya lo hicimos en su día, que no nos resulte tan sorprendente…

  2. #2 por avadore el 13 octubre, 2010 - 14:13

    “La Duda de la Verdad”, en cuanto a lo que dices (y me tomo la libertad de contestarte), yo, no te digo ni que sí ni que no, inclinándome más que sí que a que no.
    Lo que cuentas es una verdad tan irrefutable como la Historia escrita. Ahora bien, y sin pretender adentrarme demasiado en un tema tan farragoso y tan lleno de verdades y de dudas, es cierto que en la Historia del hombre, desde que el hombre es hombre, la Religión ha sido siempre necesaria. Sea verdad o mentira, sea opio del pueblo, sea paraíso o infierno, sea lo que sea, ha sido necesaria para muchas veces el descanso espiritual.
    ¿Que las religiones han hecho mucho daño? totalmente de acuerdo, pero cuando los temas del alma pasan a ser instrumento utilitario y material del hombre, se corrompen y, como ha ocurrido con la religión, ha ocurrido y ocurrirá con todo aquello que el ser humano racional pueda utilizar como arma de poder. Y

    • #3 por avadore el 13 octubre, 2010 - 14:21

      Ahora bien, el hombre necesita creer en algo, necesita no sentirse desamparado y aparte de esto, el hombre hoy en día bajo la nueva religión de la libertad y el todo vale, ha transformado la libertad en libertinaje, la moral en amoral y la ética en la falta de valores.

      Ahora nuestras creencias están en los políticos, la democracia, los medios de comunicación y nuestros colegas de los viernes por la noche.

      Dios habrá muerto pero el opio del pueblo no.

    • #4 por ktulu el 13 octubre, 2010 - 21:33

      Es innegable que en nombre de la Iglesia se han hecho muchas barbaridades, pero hay que saber distinguir entre Iglesia como institución, Iglesia como comunidad, e iglesia como hombres que por casualidades del destino les ha tocado representar a la institución. La institución está muy manchada por algunos personajes que han pertenecido a este último grupo, que básicamente se han aprovechado del poder que la gente le ha dado y la propia institución se ha ganado a pulso. La Iglesia como comunidad es y ha sido a lo largo de la Historia algo esencial.
      Aludir a las cruzadas o a la inquisición y tratarlo como un tema religioso es ser muy muy ingenuo. Las cruzadas fueron la mayor empresa medieval para controlar el comercio con las indias. La religión sólo fue una excusa que hoy día además la tenemos supermitificada como “qué mala es la Iglesia que mandó a la gente a la guerra”. En el primer comentario se habla del terrorismo islámico… Para mí es un término taaaaan adulterado como si a los árabes les da por llamar a ETA terrorismo cristiano. ¿Por qué? ¿porque la religión mayoritaria allí es el Islam? ¿es la religión lo que les mueve? puede tener un aliciente religioso, pero desde luego el móvil de ese terrorismo no es la yihad (que por cierto, en el Corán no se habla ni una vez de la guerra santa contra occidente o contra el cristianismo, pero la gente que opine sin saber, que es gratis).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: