Santas Justa y Rufina

Aunque no lo parezca, soy cristiano. Y siendo sevillano, debería respetar a las santas Justa y Rufina. Y no digo que no las respete, pero creo que su historia no es… Cómo decirlo… Lo suficientemente ¿Decorosa? como para que se las venere tanto.

Dicen que fueron dos hermanas huérfanas, adolescentes ambas, que se dedicaban a la alfarería en lo que era la ciudad romana de Híspalis (Sevilla), allá por el 270 dC más o menos.

Como ciudad romana en tiempos anteriores a Constantino, el culto cristiano no era “legal” (aunque no por ello perseguido, porque tampoco es que hubiera una persecución inquisitorial real permanente como se suele creer). En Híspalis, por tanto, se practicaban cultos paganos como en cualquier ciudad romana de la época. No hace falta decir que estas dos chicas eran cristianas. Y mira tú por donde, los sevillanos de entonces (como curiosa antesala a todo lo que vendría y seguiría presente 18 siglos después con la Semana Santa), sacaban en procesión una vez al año a la que parece ser que se conocía como Salambona, la “advocación” de Venus llorando por la muerte de Adonis.

Según parece, cuando la procesión ese año (que no sé cual sería) pasó por delante de las niñas, a éstas se les cruzaron los cables y en vez de dar (o no dar) limosna para el culto, decidieron que lo más cristiano era cargarse y mofarse de la estatuilla de la diosa, diciendo cosas (según los propios textos cristianos) del tipo “Eso que vos llamáis la diosa Salambona, no era más que un despreciable cacharro de barro cocido” (lo cual me hace mucha gracia, ya que el cristianismo católico, heredero supuestamente de aquello, en algún momento de su historia le dio por adorar también a figuritas de barro cocido, o de madera). En fin, que esa ida de olla, porque se les fue la pinza totalmente, significó su condena a muerte por lo que sería, supongo, un delito contra la piedad de la ciudad de Híspalis (y el martirio, buscado y encontrado).

La historia “oficial” está plagada de fantasía y mito, como que antes de matarlas las torturaron haciéndolas ir caminando descalzas desde Sevilla hasta Sierra Morena [castigo eficaz donde los haya para restablecer la gracia y el favor de una Venus enfurecida (nótese la ironía)]; o que a Santa Justa la echan a los leones y éstos en vez de comérsela se ponen cariñosos con ella, le lamen los pies y mueven alegres su colita (me encanta la imagen que tenemos justo arriba, con la Venus hecha pedazos, el león…); o las palabras que se les atribuyen de que “sólo adoran al único Dios verdadero que se hizo hombre y murió por nuestros pecados”, Y comento en dos puntos esta frase:

· El dogma de que Dios y Cristo son consustanciales es producto del Concilio de Nicea (325 dC, unos 50 años más tarde)

· Morir por los pecados de la Humanidad es algo de lo que habló por primera vez san Agustín de Hipona, unos dos siglos después de estos “hechos” de Justa y Rufina (y es curioso, porque de esa teoría de la redención, san Agustín deduce la teoría del pecado original, motivo por el cual era necesaria esa reconciliación). Lo cual nos remite a otra pregunta… ¿Por qué motivos murió Cristo para los cristianos, antes de que san Agustín lo interpretase como redención? pero eso es otro tema…

Y es curioso como  los sevillanos vivimos últimamente indignados por el perturbado que le ha arrancado un brazo al Jesús del Gran Poder, quejándonos de paso de que no se nos respeta, que basta ya de atropellos a la Iglesia y demás reivindicaciones de las que a veces yo también me siento partidario, pero dentro de los límites de la lógica y la razón.

He leído varios tuentis culpando a Zapatero del ataque al Señor del Gran Poder… No seré yo quien rompa lanzas en favor de Zapatero, pero vamos, culparle a él de que un chiflado se ensañe con una imagen de madera me parece que clama al cielo. Y me encanta cómo incluso estos sevillanitos, capillitas de pro (y alguna en concreto estudiante de derecho) piden ¡Cadena perpetua! ni más ni menos para el hombre este. Cadena perpetua por un delito contra el patrimonio artístico y cultural de la ciudad… Anda y cómprate una xbox y te entretienes un rato. O léete el código penal, que también vale.

Pues eso, que me hace gracia el paralelismo con nuestras dos grandes santas sevillanas.

  1. #1 por Silent el 26 junio, 2010 - 17:05

    Le gente está muy aburrida. Sin embargo, a ese tio deberían meterle unos dias (que no meses) en la carcel, a ver si se relaja.

  2. #2 por Trilce el 14 julio, 2010 - 20:13

    Me da pereza contextualizar los datos que has dado sobre Roma, así que me fío de ti. La persecución, como dices, no fue de manera inquisitorial y constante, pero sí es verdad que con determinados emperadores los cristianos la llevaban más cruda que con otros; y luego estaba cuando se toleraba todo (incluidos los cultos orientales no paganos), pese a que ninguno tuviera carácter de religión oficial. Molaría que la gente se informase más de estas cosas.

    Sobre el flipado no comento nada: obviamente no es para ir a la cárcel, pero un par de polvos no le vendrían mal, porque vaya humitos… y mira que a mí lo de las procesiones me parecen chorradas, pero vaya, que no está mal tolerar de vez en cuando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: