Magisterio

Ya comenté algo en el anterior post, y  como hoy estoy especialmente motivado, voy a concluir lo que empecé.

Primero decir, que cuando hace 3 años me matriculé en magisterio, lo hice por VOCACIÓN. Y lo pongo en mayúsculas porque es un dato muy muy importante a la hora de ser maestro. Debería ser requisito indispensable, pero no lo es. De hecho es raro el que está en magisterio por que, como dice mi yayo, de verdad le parezca que “lo más bonito que se puede hacer en la vida es enseñar a quien no sabe”.

Elegí Educación Especial (Pedagogía Terapéutica, especialistas en PT nos llaman…), no porque me gusten más los niños con problemas, sino porque considero que el futuro es la edacación especial, sobre todo ahora que se busca tanto la individualidad, el sacar el máximo de cada niño, no generalizando… Y sobre todo, porque ahora no sólo son alumnos “nuestros” los que tienen algún síndrome “gordo” (en plan un autismo…), sino que se consideran alumnos con necesidades educativas especiales a muchísimos niños con déficit de atención, mala socialización, familia desestructurada, problemas derivados de la inmigración, etc.

¿Entonces quiere éso decir que un maestro en educación especial debe estar preparado tanto para las dificultades que se encuentra un maestro de aula ordinaria, como para otras más específicas? Pues sí.

¿Por tanto debería tener una preparación más dura, completa, exhaustiva… Que los maestros de otras especialidades? Por supuesto.

Aunque en realidad yo pienso que cualquier maestro debería haber sido formado con esa preparación y tener la capacidad de enfrentarse a cualuqier situación de un aula, pero éso es soñar mucho. De momento para éso aquí estamos los PT.

Pero hay un problema. El maestro en PT, por lo general, acaba la carrera y no tiene NI PUTA IDEA DE NADA. Y es que, nos quitan del currículum, por toda la cara, asignaturas BÁSICAS para ser un maestro en lo que sea. Esas asignaturas nos las sustituyen por otras propias de la especialidad, que en la mayoría de los casos son inútiles y absurdas.

No sólo deberíamos dar lo mismo que se da en todas las especialidades de magisterio, sino que además deberíamos dar las asignaturas propias de nuestra especialidad, como son conocimientos psicológicos, médicos, de trabajo social, etc.

Magisterio debería durar MÍNIMO 5 años. Porque para eso es, a mi entender, la carrera más importante de todas, ya que somos los encargados de formar a las generaciones del futuro, y sin buenos maestros no habrá ni buenos médicos, ni buenos arquitectos, ni buenos políticos, ni…

Pero no, a magisterio no sólo se entra sin vocación, sino que entra quien quiere que le den un título sin estudiar, porque magisterio como carrera es un cachondeo. Siempre hay excepciones de profesores que se toman ésto en serio y les da el mismo coraje que a mí que se vayan a diplomar tan fácilmente chavales que de didáctica y pedagogía saben lo mismo que sabían en la guardería. Pero quitando esas 4 o 5 asignaturas con las que de verdad aprendes, ésto es pa mear y no echar gota.

3 años de carrera y no he tenido NINGUNA asignatura de lengua. ¡Por favor! Que una de nuestras labores pricipales sea tratar los problemas de la lectoescritura y escribir “voy ha comer” tiene delito. ¿Cómo se pretende que demos apoyo en matemáticas, cuando el 90% de los que entran en magisterio lo hicieron tras cursar el bachillerato de sociales, y desde entonces no han visto una multiplicación más que en los anuncios de carrefour (3×2, recuerda)? Porque me enteré hace bien poco que en la especialidad de música, tienen una asignatura de matemáticas, que en educación especial ni aparece.

De hecho, cuando estaba cogiéndome las asignaturas de libre configuración, vi que había física, y traté de cogérmela, pero no me dejaron porque antes tenían prioridad los alumnos de otras especialidades… En fin, tuve que cogerme otras de libre configuración sin sentido, como “educación familiar” que es la mayor absurdez de la historia, porque en mi especialidad, la física no se contempla como materia en la que se deba tener algo de idea…

En fin… Me dan ganas de matricularme el año que viene en otro magisterio, para poder cursar todas las asignaturas que creo que el Estado me debería obligar a superar antes de darme el título de maestro… Pero le estoy cogiendo mucha manía a esta carrera.

En fin, viendo la fauna que este año tendrá un título oficial para llevar una clase de 25 alumnos, sólo puedo decir: Que Dios nos asista…

Anuncios
  1. #1 por Mer el 17 junio, 2008 - 22:04

    A mí también me dan pavor lo que puede salir de los alumnos a cargo de mis compañeros de promoción de magisterio, que por cierto sí tuvimos lengua pero las tildes, haches y demás brillaban por su ausencia o presencia (siempre indebida), y dos asignaturas de matemáticas que tampoco parece que hicieran mucho furor.
    Pero si algo he comprobado en Junta de Facultad es que a la hora de hacer planes de estudio entran en las comisiones los que más gritan y salen adelante las propuestas de los que más gritan, los que tienen más poder y los que tienen más interés en no perder su puesto de trabajo. Ahí están ahora con los de los “grados” ahora, y ya para hacer la comisión de cada grado para que se hagan los planes de estudio hay peleas de “porque sí hay un miembro de tal departamento en tal comisión y no hay plaza en la comisión para este departamento”. Los que más griten, vaya.

    Así nos va, la vocación brilla por su ausencia, es la carrera de marica el último en sacarse unas oposiciones para garantizarse un sueldo, dos meses de vacaciones y vacaciones en Feria. Muy triste, pero en mi clase yo oía eso de: “me metí en magisterio para ser funcionario, no por otra cosa”. Como bien dices, que Dios nos asista

  2. #2 por LorexD el 18 junio, 2008 - 08:04

    Da auténtico miedo leer eso. Estoy completamente de acuerdo contigo. Me queda el consuelo de que tú y Mer al menos parecéis concienciados y con cabeza… seguro que seréis wenos profes, y no sabes lo que me alegro xD que alguno así habrá, aparte de vosotros dos…

  3. #3 por Leithient el 18 junio, 2008 - 10:19

    Te admiro por ser el único estudiante de magisterio que no sólo no ha intentado venderme su carrera como una carrera de una dificultad media-alta, sino que se plantea estudiar otra para completarse como profesional. Me lleva a pensar que serás un maestro de los que ya no quedan, preocupado por que el alumno aprenda y se forme como persona y no porque aprenda a sacar un examen con el menor esfuerzo posible.

    Pero es lamentable el estado de cosas que planteas. De todas formas yo porque me callo y no hablaré de la carrera en la que me metí hasta que no salga de ella y asuma que ha sido el mayor fracaso personal que he tenido en mi vida, pero en todas las casas cuecen habas y lo peor es que, teniendo la importancia que tú mismo has dicho que tiene ser maestro, hasta los que estamos de acuerdo con esa máxima (y somos de letras, que tenemos la ventaja de haber sufrido en carne propia eso de «tu carrera es inútil»), acabamos pensando que, efectivamente, tiene más mérito hasta sacarse empresariales.

    • #4 por Angel Luis el 20 septiembre, 2011 - 10:24

      Leithient
      vuestra carrera de dificultad media-alta??lo dices por la parte de colorear o por la de hacer collar de macarrones?

      Enserio, si que me da coraje la gente que entra por vocación y a vosotros mismos también os debería de dar (que supongo que es el caso). Han bajado tantísimo el nivel en vuestra carrera, que de verás que me da coraje por los pocos que hagan la carrera por vocación y no por tirarse tres años viviendo fuera de casa a gastos pagados (por becas o los padres) yendo de fiesta en fiesta. Magisterio se toma como la carrera puente; es decir la mayoría se la sacan por buscar otros trabajos donde te pidan un título universitario sin importar cual sea. O bien porque el padre le dice que tiene que estudiar algo; y el niño tiene ganas de estudiar.

  4. #5 por Irae el 18 junio, 2008 - 11:36

    Hola, ktulu, no puedo estar más de acuerdo contigo. Yo estoy en Nutrición y aunque estoy sólo en el primer curso (son 3) ya voy dándome cuenta de qué es lo que hay por aquí.

    Se supone que debemos cuidar la salud desde el punto de vista nutricional, es decir, tendremos una responsabilidad encima cuando comencemos a trabajar, pero yo veo a mis compañeros y me desmorono. Pasan totalmente de las clases y estudian lo mínimo para aprobar y luego, claro, no tienen ni idea de cosas que deberían ser básicas. Si este tipo de gente se va a encargar de organizar mi alimentación para que no me falte de nada y no abuse, miedo me da.

    En fin, parece que en todos los sitios la cosa está más o menos igual.

    PD: Si algún día tengo hijos dime en que colegio trabajas, que quiero que les des clase, aunque tenga que trasladarme desde Alicante 😛

  5. #6 por yulisa el 17 agosto, 2008 - 01:08

    es una cancion muy special……… gracias por crearla ok

  1. Vidas cruzadas « Sólo para locos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: