¡Dormir con plantas en tu habitación es malo!

Mentira cochina. Pero es el cuento que nuetras madres nos dicen desde chicos. Lo cierto es que hay algo de verdad en esta leyenda urbana, pero es tan poca cosa que lo voy a contar en estos momentos de lucidez que me deja la gripe.

Partimos de la base de que los seres vivos respiran. Un perro respira, tu hermano respira, y una planta también respira. Durante el día las plantas sacan su alimento del aire que las rodea. Cogen el CO2  (dióxido de carbono que le llaman) y lo usan para sacar alimento del carbono. Lo que sobra, el O2 (oxígeno de toda la vida) lo expulsan, igual que nosotros expulsamos otras cosas al water.

Pero comer no es respirar.

Osea, que comen, pero también respiran… Anda, como yo, y como un perro, y como mi hermano… Y respiran igual que tú, cogiendo oxígeno y liberando dióxido de carbono. Por el día a nuestras madres les da igual, porque como también expulsan oxígeno, pues lo comido por lo servido. Pero por la noche que no hay sol y no comen, pues sólo expulsan dióxido de carbono… ¡Pero como todo el mundo! Solo que son plantitas, y expulsan mucho menos que un humano. Osea, que ya puedes tener en tu cuarto 17 potos, y 8 naranjos que tu hermano seguirá consumiendo más que todos ellos juntos. Solución: No compartas habitación, duerme solo o te ahogarás.

Pobrecillos los que son 8 hermanos y tienen que vivir 5 en un mismo cuarto (conocí un caso), que se están robando el oxígeno unos a otros, y por si acaso las plantitas pal balcón, no vaya a ser que ocurra una desgracia…

Pero suponiendo que duermen 20 personas, y 40 plantas, y también un perro… ¿Acaso no hay ventilación en las habitaciones? La mía, a juzgar por los ruidos, las luces, las corrientes de aire y los olores que circulan por mi casa aún con mi puerta cerrada, me hace pensar que no es hermética del todo…

En fin, resumiendo: que puedes tener plantitas en tu cuarto, que no pasa absolutamente nada. Y ahora vuelvo a mi cama a seguir quejándome de lo malito que estoy.

About these ads
  1. #1 por Mer el 1 marzo, 2011 - 15:32

    Jajajaja, siempre he pensado eso, no sé datos científicos pero llevo toda la vida durmiendo con dos personas más y con la puerta abierta. Nunca comprenderé de dónde viene esa exageración-leyenda-urbana.

    A cuidarte :)

  2. #2 por avadore el 2 marzo, 2011 - 22:59

    Pues ten cuidado que con el bosque chino que tienes ahora…que ahora son muchas hojas respirando!

  3. #3 por anónim@ el 12 mayo, 2011 - 19:56

    Pues ten cuidado que con el bosque chino que tienes ahora…que ahora son muchas hojas respirando!

  4. #4 por juan el 29 julio, 2011 - 00:30

    es mui chevre

  5. #5 por hola el 21 enero, 2013 - 20:44

  6. #6 por ktulu el 21 enero, 2013 - 22:34

    sí, algo así es lo que vengo a decir…

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: